Socialdemócratas y partidos de centro confirman acuerdo para gobernar Suecia

Copenhague, 11 ene (EFE).- El Partido Socialdemócrata y tres fuerzas de centroderecha confirmaron hoy un acuerdo para apoyar un gobierno rojiverde en Suecia que pondría fin al bloqueo político surgido tras las reñidas elecciones legislativas de septiembre. El acuerdo, que debe ser ratificado por los órganos de decisión de los respectivos partidos este fin de semana, implica que el socialdemócrata Stefan Löfven podría gobernar cuatro años más en minoría con los ecologistas y dejaría sin influencia a la ultraderecha, tercera fuerza y aislada por el resto de partidos. Los cuatro partidos suman 167 de los 349 escaños del Parlamento, por lo que Löfven -que debe ser nominado oficialmente candidato el lunes- necesitará previsiblemente que el Partido de Izquierda, apoyo externo en la anterior legislatura, no vote en su contra. En el acuerdo se destaca sin embargo expresamente que los excomunistas quedarán “fuera de cualquier influencia sobre la dirección política de Suecia en el próximo mandato”. “Los socialdemócratas consideramos que el acuerdo entre nuestros partidos defendería la democracia y haría avanzar a Suecia mediante reformas necesarias”, declaró en un comunicado Löfven, quien recordó que hay en marcha “procesos democráticos” en el seno de las fuerzas implicadas con respecto al pacto. El acuerdo establece una colaboración presupuestaria entre los cuatro partidos, renovable cada año, y reformas en el mercado laboral, el régimen de alquiler de vivienda y la política fiscal. La líder del Partido Centrista, Annie Lööf, explicó en una rueda de prensa su apoyo a Löfven -contra quien había votado hace un mes en el Parlamento- por los avances logrados en los últimos días en varias áreas y por la especial situación política en Suecia. El bloque de izquierda de Löfven, cuyo partido fue el más votado, logró 144 escaños por 143 de la llamada Alianza -conservadores, centristas, liberales y democristianos- y 62 del ultraderechista Demócratas de Suecia (SD), con el que nadie quiere pactar. “No es nuestra solución preferida, pero es la mejor posible en una situación difícil”, afirmó Lööf, quien debe someter la cuestión mañana al denominado consejo consultivo del partido, máximo órgano. Lööf recordó hoy que para gobernar en solitario la Alianza necesitaría el apoyo del SD y que este no sería gratuito. El Partido Liberal, que tiene 22 escaños por 31 de los centristas, celebrará un consejo extraordinario el domingo para votar el acuerdo. El presidente del Parlamento sueco, Andreas Norlén, se reunirá el lunes con los líderes políticos y nombrará luego a un candidato para elegir como primer ministro en la tercera votación desde septiembre. Antes de poder convocar elecciones extraordinarias, algo que no ocurre desde 1958, son necesarias cuatro votaciones fracasadas. EFE
Fuente: El Pais